agosto 13, 2011

¿Qué nivel de ingresos se requiere para acceder al crédito de un tres ambientes?

El  mapa de la Argentina muestra asimetrías a la hora de financiarse dependiendo del salario.

Qué provincias se ven favorecidas.

El caso más complicado

A pesar de los aumentos de salarios y la caída en la cotización nominal del dólar en los últimos meses, la posibilidad de calificar para obtener un crédito hipotecario se vuelve cada vez más difícil.

El incremento de los precios inmobiliarios, la suba de las tasas de interés y el endurecimiento de las condiciones exigidas por los bancos para otorgar los créditos hipotecarios no permite a las familias acceder a su casa propia.

Según un informe de la consultora Reporte Inmobiliario, la cuota mensual de los créditos excede el 30% de los ingresos medios provinciales exigidos por los bancos en todas las provincias del país, sin excepción. Y año a año la relación se va deteriorando a la par del encarecimiento de las viviendas y de las tasas de interés.

Nivel de ingresos El informe confirma lo que los porteños ya saben. Que los residentes de la ciudad de Buenos Aires requieren el ingreso más alto para acceder a la financiación del 70% del monto de compra de un departamento de tres ambientes, respecto de otras ciudades del país.

Por ejemplo, para acceder a un crédito por un plazo de 20 años, el solicitante debe demostrar ingresos superiores a los $9.000 ($9.112) para calificar y cumplir con la relación máxima exigida, que la cuota alcance el 30% del salario.

Las dificultades de financiación en la ciudad de Buenos Aires salen a la luz al observar que la cantidad de hipotecas sobre el total de escrituras llegó sólo al 7,85% en el período enero-mayo, un 10% menos respecto del año pasado, según datos de Notibancos.

Contrariamente, las provincias del noroeste argentino (como Catamarca y La Rioja) verifican los niveles más bajos de ingresos mensuales necesarios ($4.876) para acceder a una financiación a 20 años para comprar un departamento de 60 metros cuadrados usado.

Aunque en todas las provincias la cuota mensual que habría que pagar en los créditos excede el 30% de los ingresos medios provinciales exigidos por los bancos, algunas localizaciones están más cerca de ese límite, como Río Gallegos y Trelew, con un 34% y 36%, respectivamente, del salario provincial registrado.

Por contraste, en la ciudad de Salta la cuota supera las tres cuartas partes del ingreso privado registrado de la provincia, que insume exactamente el 76% del sueldo en blanco.

El deterioro Acceder al crédito hipotecario es difícil, entonces, en estos términos, a pesar de que los sueldos aumenten año a año impulsados por las negociaciones sindicales. Según explica Reporte Inmobiliario, la dificultad para acceder a un crédito se profundizó debido al incremento de las tasas de interés y al endurecimiento de las condiciones de préstamo, más que por el esfuerzo salarial necesario para pagar la vivienda.

Respecto de un año atrás, la inflación y la incertidumbre hicieron que casi los bancos no presten a tasas fijas, que el costo financiero total del crédito se haya duplicado en algunos bancos y que se pida una mayor relación cuota-ingreso o se cancelaran los otorgamientos. La tasa variable hoy puede trepar hasta el 25% por un crédito de $300 mil a 15 años y el costo financiero total superar el 32%, según lo relevado por Notibancos.com.

Además, a pesar de que los precios de los inmuebles subieron menos de lo registrado el año pasado y la recuperación salarial ha continuado firme en términos nominales, ambos lo han hecho al mismo ritmo.

De allí que, respecto de marzo del año pasado, la cuota inicial del crédito se incrementó un 45,54% promedio a nivel país, a pesar que se redujo el máximo del valor de la propiedad a financiar, que pasó del 75% al 70 por ciento.

Fuente: Infobae.com

Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
Powered by
A %d blogueros les gusta esto: